TAKING TOO LONG?
CLICK/TAP HERE TO CLOSE LOADING SCREEN.

Porque Trump Ganará las Elecciones

Los Demócratas eran un partido con una plataforma coherente y un propósito: dirigir América desde las clases medias-altas de las profesiones liberales. Todos aquellos que simpatizaban con la clase dirigente americana (media, educación, gobierno) votaban demócrata.

La crisis permamente

Pero desde la llegada de Trump la estrategia demócrata ha sido bombardear al pueblo americano con una crisis tras otra, con la esperanza de que antes o después el presidente termine depuesto.

El Russiangate, Ukrania, el impeachment, el Covid, las revueltas, etc. todo es básicamente lo mismo. El objetivo es hacer pasar a Trump por un tirano corrupto, poner a ese gobierno “en una situación imposible” (como ha dicho alguno), y hacerlo de forma coordinada con la prensa de todo el mundo.

El problema: esa estrategia no cuenta con una serie de cambios que se han venido produciendo en la sociedad americana.

Las élites contra el resto

Hace 20 años los republicanos eran el partido de las élites económicas Representaban la dirección de América por los protestantes MBAs. Y los demócratas el de las élites culturales.

Pero el discurso de ricos contra “izquierda ilustrada” ya no funciona. Desde hace más de 10 años los demócratas son simplemente el partido de las élites que además se consideran explícitamente élites. Y el resto son “los deplorables” (según la propia H.Clinton).

El gran club del que habla Joe Carlin “… en el que no estamos ni tú ni yo…” no es fácil de defender ni con todos los medios de comunicación de tu parte.

Pocos sentimientos unen más que el rechazo a algo. Y Trump ganará más por el rechazo a lo que tiene delante que por méritos propios: es toda la ideología progresista promovida por los sectores liberales: académicos, legal, medios, Hollywood, financieros, etc.

La verdadera división

En una crisis como la actual el problema no está entre izquierda y derecha. Sino entre élite y trabajo. Una división que se refleja también entre ciudades vs campo, y que resulta visible también en Europa.

Cuando puedes identificar claramente a los culpables de las guerras permanentes, de la desigualdad brutal, de haberse llevado el trabajo a China, o de que te los antifa te hayan quemado la tienda, daría igual que Trump fuera el Pato Donald. Saldría igualmente elegido presidente.

Otra cuestión es si realmente podrá ser presidente. Hay que dar por seguro que la estrategia de crisis permanente seguirá subiendo de intensidad hasta poner al país en una situación límite. Pueden ocurrir muchas cosas todavía hasta las elecciones.

Category: articulos